Otros dulces

¿Recordáis esta receta de granola? pues la de hoy es MUY parecida pero con chocolate.

CON CHOCOLATE

No tiene ni gluten ni lactosa y es vegana. Es facilísima de preparar (solo hay que mezclar ingredientes) y cuando empecéis a comer no vais a poder parar, ya veréis.

Para mí, el punto de dulzor de esta receta es perfecto. Las tres cucharadas de sirope de arce y el azúcar moreno contrarrestan el amargor del cacao en polvo pero no hacen que la granola sea demasiado dulce o empachosa. Me encanta.

Además, lo mejor de esta receta es que se pueden modificar los ingredientes tanto como queramos: cambiar los frutos secos, añadir fruta deshidratada… solo debemos tener en cuenta las proporciones para que siga saliendo bien.

Si la probáis ya veréis que riquísima está, de verdad, es MUY adictiva.

Granola de chocolate sin gluten, sin lactosa y vegana
Print Recipe
Riquísima granola de chocolate con nueces de pecán y pistachos.
Tiempo de preparación
10 minutos
Tiempo de cocción
20 minutos
Tiempo de preparación
10 minutos
Tiempo de cocción
20 minutos
Granola de chocolate sin gluten, sin lactosa y vegana
Print Recipe
Riquísima granola de chocolate con nueces de pecán y pistachos.
Tiempo de preparación
10 minutos
Tiempo de cocción
20 minutos
Tiempo de preparación
10 minutos
Tiempo de cocción
20 minutos
Instrucciones
  1. Trocea un poco los frutos secos. A mí me gusta dejar trozos más o menos grandes para luego ir encontrándomelos al comerme la granola.
  2. Precalienta el horno a 160ºC
  3. En un bol grande, mezcla la avena, los frutos secos troceados, la sal, el sésamo y el cacao en polvo.
  4. Añade a esta mezcla el aceite y el sirope de arce, remueve bien hasta que todo esté bien integrado y la mezcla esté húmeda (al principio cuesta un poco)
  5. Forra la bandeja del horno con papel de horno y vierte la granola, extiéndela muy bien para que quede una capa más o menos fina y se pueda tostar por igual.
  6. Introduce la granola al horno y déjala durante 20-25 minutos a 160ºC. Si quieres, cuando hayan pasado unos 10 minutos puedes removerla un poco para que no se pegue (a mí me gusta que se formen pegotes grandes, así que esto no lo hago)
  7. Una vez pasado el tiempo de horno, sácala y déjala enfriar. Aunque parezca que está blandita, cuando se enfríe se endurecerá.
  8. Trocea el chocolate negro y viértelo sobre la granola. Si lo haces mientras la granola está caliente, se derretirá (aunque luego al enfriarse se vuelve a endurecer). A mí me gusta más hacerlo cuando la granola está completamente fría.
  9. Una vez fría ya puedes guardarla en cualquier bote que esté bien cerrado (yo utilizo botes de mermelada)
Funciona gracias aWP Ultimate Recipe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *